Ir al contenido principal

Money, money, money...



¿Cuánto pagarías por estar en prisión?


De momento nada, solamente cometer un delito, pero que no os extrañe que en unos meses o años sí  tengamos que pasar por caja.

 El Ministerio de Seguridad y Justicia de Holanda quiere cobrar una tasa de 16 euros al día a los reclusos de sus instalaciones penitenciarias, incluidas personas en prisión psiquiátrica y padres de menores internados en centros de reinserción. Con esto se busca que los presos asuman parte de los costes policiales y judiciales.
  La medida tendría una duración máxima de dos años para cada preso y la recaudación estaría limitada a un máximo de 11.680 euros por persona. Esta estancia bajo pago afectará a TODOS los internos de las cárceles, y en el caso de los menores ingresados en centros de reforma, la púa será para sus padres o responsables. El caso holandés tiene su aquel, y es que después de la legalización de las drogas y el éxito de algunas de sus políticas de reinserción, han conseguido vaciar algunas de sus prisiones descenciendo notablemente el número de presos hasta tal punto, que han alquilado instalaciones al vecino país belga.

De momento esta medida ya está instaurada en Alemania y Dinamarca. 



Los motivos que se alegan principalmente son sencillos:
a. Que el delincuente asuma el coste de sus actos.
b. Ahorro.

Ahora que se quiere privatizar hasta el oxígeno que consumimos no nos extrañemos de que las cárceles se privaticen (*) igual que en ciertos estados norteamericanos. En California ya existen cárceles que integran programas de pago (para algunos delitos menores) donde el preso puede pagar su estancia por cumplir en cárceles menos peligrosas y más cómodas. Algunas de éstas con precios que rondan los de algunos hoteles de cuatro estrellas, para que os hagais una idea, sobre los 150 dolares/120 euros aprox.... 
¡Qué bien les vendría a algunos imputados y/o condenados meterse en una de éstas ¿ehhh? 
¡Siempre ha habido ricos y pobres!




 Os doy datos económicos del gasto penitenciario así por encima: cada preso en España cuesta entre los 45 y 50€/día, cerca de los 18.000 euros al año. Con un presupuesto para 2014 de 1.122 millones de euros de los que casi tres cuartas partes van destinados a gastos de personal (807,9 millones de euros); en alimentación para los internos un 78,1 millones de euros, para sanidad 64,5 millones y para energía 43 millones. Las cifras marean un poco y no dejan de ser inquietantes...

 Sin embargo, cómo es posible que siendo España uno de los países más seguros de la Unión Europea y con menos tasa de criminalidad, tenga una de las tasas más alta de personas encarceladas. Muy sencillo, las penas se han endurecido notablemente a base de golpes mediáticos y populistas haciendo cada vez más duro el Código Penal. Para ilustrar la desproporción de la que os hablo, un dato, en España hay un 1 preso por cada 671 habitantes, mientras  que en Finlandia, es de 1 por cada 1.724.


 La solución al problema de la masificación y del gasto creo que pasaría por promover políticas sociales más ambiciosas y tendentes a la creación de trabajo reales, justamente lo contrario de lo que se está haciendo actualmente. Esto si que ahorraría dinero y disgustos a más de uno o una, que tienen que buscar dinero para subsistir, aunque para ello tengan que usar formas poco ortodoxas o poco legales para conseguirlo.
Y voy más allá, habría que cambiar bastante la mentalidad de un país de borregos, cuando nos volvemos locos por hacernos la foto para el face al encontramos por casualidad con un Julián Muñoz, una Campanario o una Pantoja, por no decir si nos encontráramos a algunos imputados/as "reales". Esa gentuza que anda por todos los rincones de España saqueando los dineros públicos y que no solamente no paga ni un duro por estar detenido sino que tampoco devuelve ni un céntimo de lo esquilmado. 


Opinión personal: "todo lo publico debe seguir siendo público".

TÚ puedes llevar tu hijo al Megacollege X por opción personal, 
TÚ puedes operarte en la Superclínica del Doctor Y por los motivos que sean, 
que TÚ abogado defensor sea una eminencia tipo ex-político padre de la Constitución, ex-juez afamado,...., 
pero para el RESTO de los mortales la educación, la sanidad, la justicia, el sístema de Servicios Sociales y, por supuesto, y  en el peor de los casos, la cárcel (lo cual no creo que sea una opción personal para nadie) deben ser una prestación gratuita que se paga con los impuestos de los que no defraudamos ni un céntimo, de los que guardamos lo poco que tenemos en bancos rescatados y no en cuentas millonarias en el país de Heidi.

Ahora, caso distinto son las responsabilidades civiles contraidas por el delito, que entiendo que sí se tienen que pagar, ya que revierten en la víctima o víctimas de todo esto.



 Maravillosa canción que en una de sus estrofas dice "si estas alas pudiesen volar...." Disfrútala... 





(*)Aquí ya se está privatizando la seguridad exterior de los Centros Penitenciarios que eran custodiados por la Guardia Civil.

Comentarios

  1. Te doy la razón. Ante un fraude fiscal somos mucho de decir: "Que vaya a la cárcel". Algunos han pasado por la cárcel, pero lo que ninguno ha hecho es devolver un duro. Había leído sobre lo que comentas de Holanda, pero desconocía que en Alemania y Dinamarca la cárcel es de pago.
    Buen artículo. Saludos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Admito críticas de todo tipo, no te cortes....

Entradas populares de este blog

funciones de los trabajadores sociales en prisión

Ante la avalancha de futuras/os Trabajadoras/es Sociales (alumn@s de la Escuela de Trabajo Social de Almería) que están contactando con nuestro Departamento para interesarse por las funciones que desempeñamos dentro del Centro Penitenciario voy a poner un breve resumen de las funciones que vendrán recogidas dentro de la Instrucción 15/2005 de la DGIP, que establece el Protocolo de Trabajo Social en Instituciones Penitenciarias. 


Ahí va un breve resumen:


Las FUNCIONESde los/as Trabajadores/as Sociales Penitenciarios son:
·Conocer la situación socio-familiar y laboral de cada usuario. ·Detectar carencias y necesidades sociales y personales y elaborar el diagnóstico social. ·Participar en la elaboración de los programas individuales de tratamiento, en los aspectos socio-familiares, así como en su evaluación.
·Ejecutar los procedimientos del Manual de las líneas básicas de actuación de Trabajo Social, tanto en el Departamento de Trabajo Social, como en los Servicios Sociales Penitenciarios, ll…

¿Qué es un CIS?

Siendo más práctico que teórico, hoy aprovecharé la ocasión para matar dos pájaros de un tiro y compartir con vosotros las líneas y principios generales de los CIS o Centros de Inserción Social, ya que estoy recibiendo un curso sobre este tipo de recursos que voy a tratar de resumir de forma muy breve y lo más amena posible.
¿Qué son los CIS? Son establecimientos penitenciarios donde se pueden cumplir penas privativas de libertad en régimen abierto, además de llevar el seguimiento de otro tipo de penas no privativas de libertad tales como el Trabajo en Beneficio de la Comunidad, las Penas de Localización Permanentente (o medida de arresto domiciliario) o las Suspensiones de Ejecución de la condena (suspendiendo la condena a cambio de realizar algún tipo de terapia o taller educativo). También se lleva el seguimiento y control de los liberados condicionales que se tengan asignados.

De esta manera se puede conseguir la mayor integración de nuestros usuarios que están en semilibertad, a…

El mito de la pastilla de jabón que siempre termina cayéndose...

Este post es el fruto de un vis a vis entre diferentes perspectivas sobre un mismo tema, la de una sexóloga y la mía.

 La cárcel es un medio dicotómico en cuanto a la sexualidad se refiere. Por un lado es un inmenso caldo de cultivo para las bajas pasiones, y sin embargo, el régimen penitenciario es el antilíbido más potente por sus lógicas reglas y normas que rigen la convivencia en el interior.
Y es que ojalá todos fuéramos Christian Grey y nuestro sexo no tuviera fronteras ni reglas, pero esto no sería tampoco natural, y menos en la prisión, en la que las relaciones sexuales son todo, menos espontáneas, ya que se solicitan con un mes de antelación en lo que se llama "vis a vis íntimo".

Si hablamos de tensión, también podemos referirnos a la propia tensión sexual no resuelta. La cárcel es un lugar lleno de seres humanos, de un sexo y del otro, de muchas y variopintas inclinaciones sexuales, parafilías, con represión, pero con mucha imaginación,..., y  cientos de oportunidades…

El discurso con un 98% de probabilidades de no ser leído..., aunque ¡quién sabe!

Buenas noches a todas y a todos ustedes.

El mismo día que mi compañera Carolina, trabajadora social y bloggera en las Cuatro Piedras Angulares, me sorprendiera desde Zaragoza vía twiter, de que había quedado finalista en el apartado solidario de los Premios 20 blogs del periódico 20 minutos, aparecía por televisión un demacradísimo exalcalde marbellí saliendo por las puertas de prisión para irse de permiso unos días. Me impresionó ver su pésimo estado de salud y las palabras que dirigió balbuceando a las cámaras: "en la cárcel hay que estar".

El mensaje me llegó, eso que yo estoy allí dentro trabajando día tras día, pero como bien hoy me ha dicho un interno del módulo 4: "Don José*, usted echa sus horas y se va a su casa, con su familia". Hay que hacer un ejercicio tremendo de empatía para hacernos una idea de lo que puede ser pasar un día tras otro sin poder disfrutar de lo más preciado que tenemos, nuestra familia y nuestra libertad.





La escritura de esta bitácor…